Pasa mi tiempo. No hay oración 
que me devuelva el perdón
Tierra de nadie. Sangre y horror. 

Quiero escapar de esta prisión.
Solo soy esclavo de tu juego. 
Uno más sin vida, sin honor. 
Un ladrón de vidas inocentes. 
Arrasar la tierra es mi misión.

Estribillo:
Huellas que nos deja tu ambición, 
sobre la tierra que un día vi. 
Agonizar tras la obsesión, 
que el oro negro crea en ti. 

Lejos de mí todo quedó, 
Crecen raíces de la destrucción.
Llantos eternos dentro de mí
Noches eternas sin dormir. 

A la sombra de la muerte, 
por riqueza, sin piedad, sin compasión.
Yo no quiero seguir siendo el culpable 
de este crimen que arrasó mi corazón.

Estribillo.

Las calles desiertas. Nada a mi alrededor. 
El mapa de rojo y de sangre se tiñó.

Descanso bajo tierra. El futuro se vengó, 
Sólo soy uno. Uno entre un millón.

El mundo se ahoga tras años de dolor. 

Si miras al suelo, una flor se marchitó.
Luchemos tan solo gritando con valor. 
Alcemos fuerte nuestra voz.

Estribillo.